Redes

Primer equipo

Óscar Valentín: «Cuanto más por muertos nos dan, más sacamos la garra»

«No será fácil, pero el primer paso es creer». Óscar Valentín (Ajofrín, 1994) es un balazo de optimismo. Un tipo sincero, sencillo, humilde. Y que no pierde la esperanza. El batacazo en Vallecas (1-2) ha dejado un aroma desolador, bajo el que ilusionarse parece un ejercicio de masoquismo. Pero esta Franja es doctora en tumbar utopías. Quimeras.

Y a tres días del Desembarco de Montilivi, agarra el micrófono de Unión Rayo para gritar que sí se puede. Para pedir que no se deje de creer. Que hasta el último minuto todo es posible. Y sabe de lo que habla: en 2018 ascendió con el Rayo Majadahonda tras un gol en el 96′. El toledano apela al Ave Fénix que lleva este equipo en su interior para buscar una última heroica. Se niega a bajar los brazos a 90 minutos de la gloria. De poder volver a Primera, pese a que parezca imposible.

#EntrevistaUR con Óscar Valentín

Vayamos al grano. ¿Se puede?

Se puede. El primer paso que tiene que dar el equipo es creer y, a partir de ahí, veremos cómo se da el partido para intentar remontar. Son 90 minutos y hay que confiar. Es la última batalla y lo vamos a dar todo.

«Son 90 minutos y hay que confiar. Es la última batalla y lo vamos a dar todo»

¿Cómo está el vestuario?

Después de la ida nos quedamos muy dolidos. Fuimos superiores y las sensaciones estaban siendo buenas… Pero la efectividad acabó mandando. Con el paso de la semana el equipo se ha ido recomponiendo y, según se acerca el partido, lo vamos viendo con más ganas e ilusión. Lo que podemos conseguir es mucho.

¿Cómo se puede explicar lo que pasó en la ida? ¿Cómo se pudo torcer todo tanto?

El fútbol son errores y aciertos. Si ellos nos hicieron dos goles fue porque no estuvimos bien en algunas facetas, eso está claro. Encima, cuando nosotros tuvimos ocasiones, no supimos materializarlas. Hemos pasado página, no nos preocupa en exceso lo que pasó, porque el equipo está haciendo las cosas bien y, como demostramos en la ida, somos capaces de hacerles mucho daño.

«Si ellos nos hicieron dos goles fue porque no estuvimos bien en algunas facetas. Hemos pasado página y, […] como demostramos en la ida, somos capaces de hacerles mucho daño»

El ambiente ante el Girona fue increíble. 1.500 rayistas suenan como 50.000…

Totalmente. La gente ha sido clave en el playoff. Contra el Leganés se vio como el equipo salió, achuchó, mordió con garra, y todo fruto de lo que iba contagiando la gente de fuera. El otro día, pese al resultado, la sensación fue la misma. Agradecerle el apoyo. Aunque es una pena no ver Vallecas a reventar como en otras situaciones, porque ahí… Ahí sí que se nota mucho, mucho.

En el descanso se montó una tangana y sorprendió ver a Iraola tan enfadado con Francisco. Y es que el Girona arrastra varias semanas quejándose de los arbitrajes. ¿A vosotros os molesta esa actitud?

Durante toda la temporada hemos sido un equipo muy deportivo, limpio. Jamás hemos entrado en disputas de arbitrajes. La temporada es larguísima y unos días sales más beneficiado y otros, menos. No hay que darle más importancia. Entiendo que aquel día, entre toda la tensión, salió nuestra vena protestona. Es lógico. Pero ya está, nos toca centrarnos en jugar, que es lo nuestro y dejar que el árbitro haga su trabajo.

Busquemos puntos positivos. El 1-2 dejó un regusto muy amargo, pero la primera media hora del equipo fue muy buena…

Para mí, espectacular. El equipo puso todo para adelantarse y las tuvo para hacer más. Esa es la línea a seguir, encontrar esa buena versión. Me vienen a la cabeza partidos como el de Cornellà-El Prat, donde supimos levantarle un 2-0 al Espanyol en media parte (2-3). Hemos demostrado que podemos ser un muy buen equipo.

¿Cómo se quedó el vestuario después de la derrota?

Las sensaciones del partido fueron raras. Buenas por el juego, pero es que con muy poco nos hicieron dos goles… Y eso te condiciona mucho toda la eliminatoria. Hay que abstraerse. Este equipo, cuando han venido duras, reveses, se ha sabido levantar. La clave de cara al domingo es poder levantarnos rápido.

«Este equipo, cuando han venido duras, reveses, se ha sabido levantar»

De hecho, si algo ha caracterizado al Rayo esta temporada, es que cuanto más negro se le ha puesto algo, más se ha crecido.

Y eso dice mucho de la personalidad de este equipo. Cuando nadie confiaba en nosotros y nos daban por muertos, es cuando más sacamos la garra. El coraje. Y todo para decir «oye, somos el Rayo y aquí nadie se rinde«. Vamos a ir a muerte.

«Cuando nadie confiaba en nosotros y nos daban por muertos, es cuando más sacamos la garra. El coraje. Y todo para decir «oye, somos el Rayo y aquí nadie se rinde»

Tú ya viviste una remontada heroica para ascender, con el Rayo Majadahonda ante el Cartagena. ¿Cómo hay que jugar este tipo de partidos?

Con tranquilidad, no dejando que te apodere el miedo o la tensión. Tienes que centrarte en las cosas que has hecho bien. 90 minutos son muy largos… Y con el Rayo Majadahonda hasta el último segundo no se decidió el ascenso. Es una cuestión de creer.

¿Ha habido algún tipo de conjura? ¿Alguien ha levantado la voz? Se ha hablado mucho del texto de Trejo…

Tenemos un vestuario con muchísima personalidad. No es una cuestión del capitán, aunque las palabras de Trejo calaron mucho, pero esto va de todos. Somos una familia con experiencia, con futbolistas que han jugado este tipo de partidos y saben transmitir lo que hace falta en estos momentos. No hay nada individual, todo colectivo. Desde los más veteranos hasta los más jóvenes sabemos la importancia de este partido.

Jugaste hace varias temporadas en el filial. ¿El haber pasado por la cantera vuelve todo esto aún más especial?

Sin duda. Yo jamás había jugado en ningún filial y el Rayo me dio la oportunidad de conocer su estructura. Ver a jugadores de Primera desde cerca, la metodología de trabajo de un equipo de Primera. Me regaló el poder ilusionarme con llegar un día a eso. Y claro, ver que cuatro o cinco años más tarde estás en la situación que veías, es increíble. Es una ilusión y un cariño especial.

Aparca lo racional por un momento… ¿Te ves el domingo, a las 2 de la mañana, en la Asamblea, cantando una Vida Pirata?

¡Si no me viese, no merecería ni la pena jugar el domingo! Si no te lo imaginas, no tienes pensamiento de conseguirlo, no lo vas a lograr. Las energías positivas atraen todo lo positivo, esa es la mentalidad que hay que tener. Meterse en la cabeza el ascenso y pensar que vamos a volver a Vallecas siendo de Primera División.

«A la gente le pido que no dejen de creer, de ilusionarse. Este equipo es capaz»

Mándale un mensaje a la afición.

Quiero agradecerles todo el apoyo que nos han dado a lo largo de la temporada. Estoy seguro que este domingo nos mandarán toda la buena energía desde sus casas para conseguirlo. Les pido que no dejen de creer, de ilusionarse. Este equipo es capaz.

Ad

Suscríbete a nuestra newsletter

Comentar
Advertisement
Advertisement

Más en Primer equipo