Redes

Primer equipo

Vallecas volvió a ser Vallecas

Vallecas volvió a vibrar con el Rayo Vallecano. Esta vez, ante el Girona, en el partido de ida de la final del playoff de Segunda División disputado en el Estadio de Vallecas, en el que 1.500 gargantas estuvieron alentando durante 90 minutos al equipo, para llevar en volandas al conjunto franjirrojo y sentir que eran el jugador número 12.

La hinchada vallecana comenzó el partido de manera inmejorable. Estos confiaban en su equipo, tras la gran eliminatoria ante el CD Leganés, aunque el nerviosismo era evidente en más de algún aficionado en los instantes previos al partido. Sin embargo, una vez que empezó el encuentro, todos y cada uno de los aficionados entendieron que tenían que jugar ‘su propio partido’ y comenzaron a animar a la entidad franjirroja.

Además, el tempranero gol de Isi Palazón, enloqueció a Vallecas. Esto hizo creer aún más a la hinchada franjirroja en su equipo y en las posibilidades de poder ganar la final, hecho que posibilitaría el ascenso a Primera División.

En cada jugada, el aficionado estaba presente con algún grito de ánimo y aliento a sus jugadores, haciendo que llegasen a pelotas que tenían pérdidas y en situaciones de extrema dificultad. No obstante, el gol del Girona encajado a pocos minutos del final de la primera parte, supuso un jarro de agua fría para la hinchada vallecana, que no supo cómo reaccionar ante este varapalo.

A pesar de ello, el final de la primera parte, con la tensión acumulado durante varios segundos, tras diferentes altercados entre los jugadores franjirrojos y los futbolistas del Girona que ‘calentaron’ el encuentro y el gol anulado a estos por decisión del VAR, hizo estar más encima a la afición vallecana.

La segunda parte empezó de manera totalmente distinta a la primera parte, con otro duro golpe encajado. El cuadro catalán se adelantaba en el marcador en el primer minuto de la segunda mitad, hecho que heló a la afición vallecana. A pesar de ello, los cánticos no faltaron para apoyar al equipo en los minutos finales de partido, buscando la remontada en todo momento, aunque finalmente no fuera posible.

La afición vallecana despidió al equipo con un aplauso y con gritos de «Sí se puede», ya que todavía quedan 90 minutos de eliminatoria, y el Rayo Vallecano ya ha realizado varias remontadas durante este curso 2020-2021.

Ad

Suscríbete a nuestra newsletter

Comentar
Advertisement
Advertisement

Más en Primer equipo