Redes

Primer equipo

Balance de los 10 años de Martín Presa en el Rayo Vallecano

Han pasado 10 años desde la llegada de Raúl Martín Presa a la presidencia del Rayo Vallecano. Un tiempo en el que las críticas de la afición franjirroja contra la gestión del máximo accionista del Club han sido una constante. En Unión Rayo hemos querido hacer balance y recordar los elementos más destacados de este tiempo de Presa al frente del conjunto de Vallecas desde aquel 5 de mayo de 2011 cuando llegó y nadie sabía quién era.

Balance de Martín Presa en 10 años en el Rayo Vallecano

Su llegada en 2011 siempre estuvo en entredicho, ya que adquirió el Rayo Vallecano por 961€, pero a cambio se hizo cargo de la deuda que superaba los 50 millones de euros. Sin duda, tras la marcha de los Ruiz Mateos, el Club necesitaba un lavado de cara, pero tras la marcha de la familia, Presa se encontró una entidad mal económicamente. Prometió que el Club no entraría en Ley Concursal, pero no lo pudo evitar. Tras el ascenso a Primera, la entidad se sumió en Concurso de Acreedores. El éxito deportivo y la permanencia durante cinco años en la máxima categoría supondrían aliviar la peor crisis económica en la Historia del Club.

Pero esa primera temporada al frente del Rayo Vallecano siempre estará marcada por el Tamudazo. Aquel 13 de mayo de 2012 fue uno de los días más especiales para la Historia de los rayistas. La temporada finalizó con la destitución de José Ramón Sandoval y la llegada en aquel verano de Paco Jémez. En lo deportivo, en equipo viviría una de sus mejores etapas, pero la gestión institucional poco a poco iría dando pasos atrás. Aquel 2013 llevó consigo la mejor clasificación en la Historia del Rayo Vallecano, que ocupó el octavo puesto de la clasificación en Primera División. En lo institucional, por entonces el mandatario no tenía el control total del club, ya que estaba intervenido judicialmente por tres adminitradores concursales que eran quienes validaban todo en el club. Sandoval sería demandado por el club (los tres administradores) por un dinero tras el ascenso en 2011. Las continuas muestras de desencuentro entre la dirección y la afición eran manifiestas, hasta el punto que se detuvieron a 13 rayistas, entre ellos el Presidente de la Federación de Peñas (Gelo), tras una declaraciones del presidente tras los cortes de cables en el partido ante el Real Madrid en el estadio de Vallecas.

En 2014 uno de los puntos candentes llega con el Rayo Femenino. A integrantes del equipo le llega que Martín Presa tiene intención de acabar con la sección ya que no quería poner un duro al equipo. Nace #SalvemosAlRayoFemenino. La afición vuelve a volcarse y se evita que el mandatario tome esta decisión.

Otro de los puntos más polémicos fue la creación del Rayo Oklahoma en 2015, algo de lo que todavía se sigue hablando y no se ha llegado a saber toda la verdad que la franquicia estadounidense conllevaba. Sin duda, los asuntos extradeportivos han estado ligados a estos 10 años de Martín Presa en el Rayo Vallecano. El fichaje del jugador chino Zhang Chengdong, que llegó tras un acuerdo publicitario con la empresa Qbao en 2015 y que debutó en Primera contra el Atlético de Madrid esa temporada, sumando únicamente 9 minutos con la camiseta del Rayo Vallecano.

El año 2016 estuvo marcado por Anoeta. El Rayo Vallecano se jugaba la permanencia en Primera División en el Estadio de la Real Sociedad, tenía todo a favor ya que el cuadro txuri urdín no se jugaba nada. Pero el equipo naufragó y la duda siempre ha planeado en Vallecas: ¿se dejó perder el equipo? ¿había jugadores implicados que no quisieron ganar ese encuentro? Sea como fuere, aquel verano de 2016 el Rayo descendió a Segunda dejando atrás una de sus mejores épocas en lo deportivo, tras cinco temporadas consecutivas en la máxima categoría del fútbol español. Se marcha Felipe Miñambres que tiene que despedirse del club tras casi 10 años sin escudos en la rueda de prensa por mandato del club. Martín Presa lo considera una ‘traición’.

La temporada 2016/17 fue una de las más convulsas. Volvió Sandoval, y el equipo no estaba preparado para la Segunda División. El equipo empezaba a coquetear con los puestos de descenso y Rubén Baraja cogió el testigo en el banquillo, pero la situación no mejoró. En febrero de 2017 llegó Míchel al banquillo para salvar al equipo de un descenso a Segunda B. En esta temporada los desencuentros entre la afición y Presa fueron mayores, y los cánticos en el Estadio de Vallecas del ya clásico “Presa vete ya” se acentuaron. Pero uno de los momentos de mayor tensión fue cuando en enero de 2017 el Rayo Vallecano fichó a Roman Zozulya, cuya afición rechazó desde el primer momento por su vinculación con la ideología neonazi.

Mientras tanto la ruptura con la afición es total. La hinchada vallecana comienza a organizarse con el objetivo de ‘recuperar el club a los rayistas’. Nace Asociación ADRV que interprondrá posteriormente varias demandas al presidente del Rayo Vallecano quien cada año pone más trabas a los accionistas minoritarios en las distintas Juntas de Accionistas que celebra anualmente. Las Juntas pasan a ser ‘clandestinas’ sin la presencia de prensa.

En 2018 se tejió una cortina de optimismo con el ascenso del equipo a Primera, pero la temporada fue bastante negativa, y el equipo solo aguantó una campaña en la élite. Las obras del Estadio de Vallecas comenzaron y las protestas de la afición seguían en aumento. Las protestas por la gestión de la cantera, se han ido sucediendo a lo largo de todo este periodo. En el Rayo Femenino la cosa continuaba igual, este año Natalia Pablos no es dejada retirarse y el presidente intenta retenerla.

En 2019 destaca la suspensión del partido contra el Albacete, también con Zozulya como protagonista, el primer encuentro en la Historia de España suspendidos por cánticos contra un jugador; así como la denuncia de Míchel al club tras su destitución. En 2020 la llegada de la pandemia y el mensaje en el Estadio de Vallecas que todavía se sigue presenciando: “Nunca os olvidaremos”.

La gota que colmó el vaso del hartazgo de la afición franjirroja a la gestión del Club fue la presencia de los líderes del partido de la ultraderecha, Vox, en plena campaña electoral en las elecciones de la Comunidad de Madrid, recientemente en abril de 2021. El último desencuentro que pone claro lo alejado que se encuentra el presidente de su propia masa social.

1 Comment
Advertisement
Advertisement
NO TE QUEDES SIN EL RECUERDO DEL ASCENSO A PRIMERA

Más en Primer equipo